Musica GIF - Find & Share on GIPHY

Los audífonos son sin duda la opción más cómoda para disfrutar de la música, series o películas sin molestar al entorno y con la máxima discreción. Sin embargo, se trata de una costumbre que podría traer resultados negativos para nuestra salud auditiva si no la llevamos a cabo con moderación y manipulando el equipo apropiado.

Usar audífonos con un volumen muy elevado, fundamentalmente cuando estamos en un entorno con mucho ruido, podría originar a largo plazo problemas auditivos así como lesiones en el tímpano, por eso los especialistas recomiendan que:

  1. Controles el volumen: Si lo elevas demasiado y posees esto como hábito cada día, la salud de tus oídos peligra, fundamentalmente en el ámbito de la calidad de audición a mediano y largo plazo.
  2. No los uses en exceso: Esencialmente si trabajas o estás en un ambiente con mucho ruido y sueles escuchar tu música a 90 decibelios o más. La recomendación es 20 horas semanales con audífonos, pero si usas mucho más entonces asegúrate de moderar el volumen.
  3. Regules el tiempo de uso: Es preciso descansar un poco los oídos, por eso evita tenerlos puestos todo el día y elige por oír música o ver tus pelis preferidas sin audífono cuando estés en casa o en un ambiente sin ruido, tus oídos te lo agradecerán.
  4. Extremar la limpieza: Los audífonos con mayor asiduidad y dedicación durante esta época del año va a impedir que se acumulen restos de polen y por tanto que impidan el correcto funcionamiento de los audífonos.
  5. Personas con alergia: Tienen mayores probabilidades de sufrir problemas de infecciones de oídos u otitis. En este caso se deben dirigir con un especialista.
Compártelo en redes sociales