Las autoridades del departamento de Cochabamba se encuentran preocupados el incremento de casos de “Cutting”, que consiste en cortarse la piel con una navaja u objeto afilado, para dejar marcas o tatuajes en el cuerpo, principalmente en los brazos y muñecas.

Esto llamado moda, ha ido en aumento en lo que va de este 2017, “Son 84 casos que registramos en distintos colegios, e algunas unidades educativas hay casos entre 2 a 6”, dijo Jhonny Bustamante, director de la Defensoría del menor y la Niñez y adolescencia de Cochabamba.

De acuerdo con los especialistas, el objetivo de estas prácticas es provocar sufrimiento físico para sentir un “alivio” del dolor psicológico o, simplemente, placer momentáneo.

Las personas que son más propensas a realizarlas son aquellas que padecen depresión, ansiedad, estrés, soledad y aislamiento. En ese entendido, se han establecido ayudas psicológicas a los jóvenes, “Son varios los motivos o factores que generan esta situación en los adolescentes”, dijo Bustamante.

Otra situación que llamó la atención a las autoridades fue la presencia de bastante pornografía en varios de los teléfonos celulares que se secuestró para su revisión. Además se encontró marihuana.

Seguir leyendo
Compártelo en redes sociales