COMUNIDAD

Red Uno Bolivia.- Este viernes venció el plazo otorgado por la Alcaldía de Santa Cruz para que los comerciantes ambulantes concluyan su retiro del antiguo mercado La Ramada, por lo que continúa un intenso movimiento de desmontaje de las casetas e infraestructuras que hasta ahora, les servía de puesto para expender sus diferentes productos.

Muchos de los ambulantes han expresado su disconformidad porque no recibieron ninguna ayuda por parte del Concejo Municipal para el retiro las estructuras del sitio. “Hasta cien bolivianos o ciento cincuenta nos cobran” dijo una comerciante haciendo referencia a las personas que les prestan el servicio para trasladar las estructuras. “No tenemos ni plata porque no hemos vendido nada”, se quejó otro ambulante.

Te puede interesar: La Alcaldía de Santa Cruz retiró casetas y tinglados de las aceras en el mercado la Ramada

Mientras que la avenida Grigotá se mantiene cerrada desde el primer anillo hasta el segundo, con acceso sólo para peatones y vehículos que participan en el proceso de desmontaje de los comerciantes ambulantes que trabajaban en la zona.

Compártelo en redes sociales