COMUNIDAD

Red Uno Bolivia. – Luego del supuesto robo el fin de semana en la biblioteca municipal ubicada en la Plaza del Estudiante que puso en tela de juicio las falencias de las puertas de ingreso, además, de la falta de seguridad. La alcaldía municipal en horas de la tarde colocó tres guardias municipales para dar apoyo y evitar que suceda un nuevo hecho. Se desconoce si funcionan las cámaras de seguridad del lugar, se mantiene la desconfianza de que alguien interno hubiera planificado el robo, recordemos que se llevaron una computadora y un procesador.

El acceso a las imágenes del circuito cerrado no fue accesible, sin embargo, manifestaron que en todos los pisos existen cámaras que controlan el ingreso y salida de las personas y funcionarios, las autoridades policiales y del municipio ya están realizando la respectiva investigación.

Te puede interesar: Alcaldía Cruceña destina 7 millones de Bs. para emergencias por lluvias

Compártelo en redes sociales