COMUNIDAD

Red Uno Bolivia. – Primero fue el gobernador de Santa Cruz, Rubén Costas, quien calificó como una asfixia económica los recortes presupuestarios ejecutados por el Gobierno central hacia el departamento cruceño por la anulación de los límites en el campo Incahuasi, y por la no distribución de recursos a través del Pacto Fiscal.

El secretario de Gobierno de la Gobernación cruceña, Vladimir Peña, anunció que se determinó transferir al Estado el pago de los 1.800 ítems de salud que fueron creados y pagados por el mismo ente departamental, porque la cancelación de los ítems corresponde al Tesoro General.

“El Gobierno del departamento de Santa Cruz durante todo este tiempo y ante la necesidad creó  1800 ítems de salud. Vamos a transferir (ítems) la obligación de pagarlos al Gobierno nacional. No es que la Gobernación va a echar a la calle a 1.800 (médicos), va a exigir al Gobierno nacional que cumpla obligación que establece la constitución”, explicó Peña.

Peña anunció que el pago de los ítems de salud se efectuará hasta el mes de abril y responsabilizó al Gobierno del presidente Evo Morales por la intención de afectar a la Gobernación.

“Hay que explicarle a la gente el motivo de esta asfixia económica que el Gobierno del MAS está realizando en contra el departamento de Santa Cruz, no solo contra la Gobernación. Entre las decisiones que hemos tomado, entre otras cosas, es resolver los contratos y convenios que tenemos con el Gobierno por las carreteras, para que asuman sus obligaciones”, concluyó.

También te puede interesar: Estudiantes cruceños crearon un vehículo lunar

Compártelo en redes sociales