INTERNACIONAL 

Red Uno Bolivia.- La apertura diplomática expresada por Tillerson se produce dos semanas después de que Corea del Norte anunció que había probado con éxito un misil balístico intercontinental que colocó al territorio de EEUU dentro del alcance de las armas nucleares del país asiático.

“Simplemente reunámonos”, dijo Tillerson en un discurso ante el grupo de expertos Atlantic Council de Washington, “Continuaré las discusiones diplomáticas con Corea del Norte con la esperanza de éxito hasta que caiga la primera bomba. Momento en el que estoy seguro que el secretario (de Defensa) James Mattis tendrá éxito”.

El ofrecimiento de Tillerson no ha recibido respuesta de Corea del Norte. La postura tradicional de Kim Jong-un ha sido que solo habrá diálogo cuando se complete su plan de disponer de un misil intercontinental con carga nuclear. Otro punto de fricción son las propias maniobras militares de EEUU y Corea del Sur, vistas como una amenaza por Pyongyang, capital de Corea del Norte.

También te puede interesar: Corea del Norte podría estar preparando una sorpresa a EEUU

Compártelo en redes sociales