Durante su discurso en la sede de la ONU en Ginebra, Suiza  el presidente Evo Morales declaró: “Un problema muy sensible que motiva mi presencia en este Consejo es el que vive mi país, en relación a las violaciones de los Derechos Humanos que sufren bolivianas y bolivianos, mujeres, hombres y niños, familias enteras que viven del trabajo de transportar mercancías y personas de Bolivia hacia las costas marítimas, cruzando territorio chileno para llegar a los puertos del Pacífico”.

Morales recordó lo que vivieron los transportistas que operan en los puertos chilenos y la discriminación que sufren por parte de funcionarios del vecino pais. Pero además enfatizó la magnitud del perjuicio que deben soportar los transportistas a raíz de los repetidos paros que se registran en esos puertos.

También dio cuenta de los abusos contra autoridades bolivianas cuando, en julio realizaron una inspección a puertos chilenos, precisamente para verificar las denuncias de los transportistas bolivianos que quedaron evidenciadas mediante testimonios.

Compártelo en redes sociales