Súper Deportivo.- David Paniagua, representante legal de Futbolistas Agremiados de Bolivia, informó que se tomó la determinación de parar el torneo Apertura, si Universitario vuelve a presentar una plantilla conformada por juveniles, como hizo el pasado fin de semana.

La “U” adeudaba tres meses de salario a sus jugadores, por este motivo se presentó una demanda colectiva ante el Tribunal de Resolución de Disputas Federativo. Mientras este proceso continúa, el equipo no se presenta a entrenar o jugar partidos oficiales.

Hasta el pasado viernes, se hizo efectiva la cancelación de enero, pero aún faltan dos sueldos. Para evitar perder la categoría, los directivos determinaron presentar un once compuesto por futbolistas bisoños. La inexperiencia derivó en una goleada de 7 – 0 ante Wilstermann y finalmente un walk over técnico.

Ante este panorama, Fabol oficializó su amenaza de paralizar el campeonato mediante una carta dirigida al presidente federativo César Salinas. La misiva remarca que el club capitalino vulnera “reglamentos y estatutos de FBF” permitiendo ser representado por jugadores de entre 15 y 19 años “sin contrato ni seguro médico”, los cuales son expuestos a “lesiones tanto físicas, como sicológicas irreversibles”.

El documento además señala de manera taxativa que “si el club Universitario pretende cometer el mismo atropello en la próxima fecha, paralizaremos el torneo en resguardo del derecho fundamental de nuestros afiliados, quienes reclaman justamente el regular pago del salario”.

Compártelo en redes sociales