Súper Deportivo.- La Federación Internacional del Fútbol Asociado (FIFA) dio a conocer que sancionará con un año de suspensión al delantero peruano Paolo Guerrero, por dar positivo en un análisis que se le efectuó el pasado 5 de octubre con motivo del partido que su seleccionado jugó ante Argentina en el marco de las eliminatorias mundialistas.

Guerrero se perderá el Mundial de Fútbol Rusia 2018 y tampoco podrá fichar por ningún club profesional, tras hallarse “metabolito de cocaína benzoilecgonina” en su organismo, una sustancia incluida en la lista de prohibiciones de la AMA 2017 en la clase “S6: estimulantes”.

La sanción queda vigente a partir del 3 de noviembre, oportunidad en que la Comisión Disciplinaria de FIFA dictó una suspensión provisional. Situación que no le permitió jugar la final de ida en Copa Sudamericana.

Desde el primr momento en que se habló de un posible doping positivo, el jugador “Incaico” segó rotundamente haber consumido algún elemento prohibido. “Yo no he hecho absolutamente nada, estoy probando que soy inocente, tengo 16 años de carrera, me sometí a 30.000 millones de exámenes antidoping y nunca tuve absolutamente nada”, sentenció hace unas semanas.

No cabe duda, el seleccionado de la Banda Roja pierde un gran líder previo a afrontar el campeonato mundial que lo acoge tras 36 años de ausencia.

 

Compártelo en redes sociales