INTERNACIONAL

Red Uno Bolivia.- El crimen ocurrió el pasado martes en la ciudad de Troy. El propietario de la vivienda arrendada por las víctimas recibió una llamada por la tarde le pedían que se fijara en el estado de los inquilinos. Que golpeara la puerta e ingresara. Lo hizo. Y al irrumpir se encontró con la escena de cuatro, personas tendidas en el suelo inconsciente. El hecho conmociona a Estados Unidos.

De acuerdo con un diario internacional, las víctimas estaban atadas con las gargantas cortadas. La sangre estaba por todo el lugar. Los investigadores no encontraron el arma homicida en la escena del crimen y por el momento no hay sospechosos.

La tranquila ciudad de Troy, al este del Río Hudson y al norte de la ciudad de Nueva York, se vio conmovida por los crímenes. Pero por el momento los investigadores no tienen indicios de qué pudo haber ocurrido durante la tarde del martes. Lo que sí tienen en claro es que no fue un asesinato al azar, sino que estuvo planificado y los responsables fueron directo a las víctimas.

También te puede interesar: Padre que descuartizó a su hijo confesó el brutal crimen

 

Compártelo en redes sociales