INTERNACIONAL

Red Uno Bolivia.- El incidente se produjo en un apartamento de Orlando EE.UU. donde el hombre se atrincheró cerca de 24 horas luego de matar a cuatro niños para luego suicidarse.

Todo empezó la noche del domingo, cuando la novia del sospechoso, identificado como Gary Wayne Lindsey Jr., de 35 años quien registra antecedentes penales por incendios y otros delitos, llamó a la policía tras un altercado doméstico que derivó en agresión física por lo que escapó de la escena dejando a los cuatro niños que terminarían abatidos, dos serían hijos de ella y los otros dos del agresor.

También te puede interesar: Asesinan a 7 niños en brutal ataque con cuchillo en China

Minutos después la policía se constituyó en el lugar e intentó hablar al menos cinco veces con el hombre para tratar de resolver la situación de manera pacífica pero el individuo determinó suicidarse. La negociación duró más de 24 horas.

“Hemos entrado en el apartamento y hemos encontrado que los cuatro niños han sido asesinados por el sospechoso con aparentes disparos”, explicó de madrugada en rueda de prensa el jefe de la Policía de Orlando, John Mina.

Con este trágico suceso, Orlando vive conmocionada el segundo aniversario de la matanza de la discoteca Pulse. Los ciudadanos recuerdan a las 49 vidas que se llevó por delante el guardia de seguridad de origen afgano, Omar Mateen, quien juró lealtad al Estado Islámico antes de caer muerto por los disparos de la policía.

 

Compártelo en redes sociales