El pasado sábado, la intendencia municipal de La Paz, junto a la policía y la Defensoría de la Niñez y la Adolescencia, realizaron operativos en dos lugares de la zona sur. Una fiesta en un domicilio particular de un diputado suplente del Movimiento al Socialismo (MAS) y otra en un local en donde se ofertaban bebidas alcohólicas, drogas y preservativos. El objetivo, fiestas sexuales.

El seguimiento se realizó a través de las redes sociales donde se promocionaban los eventos además de afiches que se entregaron en diferentes partes de la ciudad.

De la fiesta denominada “Sex Party” realizada en el barrio Cotacota, donde incluso había show de striptease, resultaron detenidos tres personas acusados del delito de  corrupción de menores. Fueron llevados a audiencia cautelar donde se les determinó medidas sustitutivas como  la detención domiciliaria con estudio y trabajo por ser menores de edad, además de presentar un garante personal.

Sobre la otra fiesta realizada en la zona de Bajo Llojeta, en la casa de un diputado suplente del MAS, la intendencia municipal encontró bebidas alcohólicas preparadas en balde además de 20 menores de edad. Para definir la situación de los 20  jóvenes, se requirió de la declaración de sus padres y al igual que el diputado, fueron liberados.

Por qué los jóvenes acuden a estas fiestas

Según el sociólogo René Pereira, en la actualidad cada vez son más los jóvenes que buscan tener los placeres sexuales sin compromiso, sin responsabilidad. Esto es llamado “sexo plástico”. La psicóloga Marinés Salazar, añade que esto también se debe al Tabú en las casas donde no se habla de sexualidad con los hijos.

Ambos coinciden que en nuestra sociedad consumista, se confunde la sexualidad con la pornografía por lo que reiteran que se debería incluir la sexualidad en la educación en las escuelas y colegios.

 

Compártelo en redes sociales