Gritos de dolor fue lo que se escuchó en un domicilio ubicado en el barrio Calama de la radial 17 ½, luego que una menor de 5 años sufrió quemaduras severas en ambas manos. Su madre habría rociado con alcohol sus manos de la niña y le prendió fuego.

Según relató la madre de la menor, su única intención era asustar a su pequeña hija porque es muy traviesa. “Ella le había mojado las manos con alcohol y prendió un fósforo para asustarla, pero no sabe cómo fue que le prendió el fuego en las manos”, dijo la fiscal Célica Córdoba, quien recepcionó la declaración de la madre agresora.

La menor fue llevada al Hospital del niño “Mario Ortiz” donde fue intervenida y esta en recuperación. Entre tanto,  la madre será puesta ante un juez por el delito de violencia intrafamiliar y lesiones.

Compártelo en redes sociales