Molestos e indignados, es como quedaron familiares de Guillermina Saavedra Salvatierra (74), quien murió luego de ser atropellada por una vagoneta conducida por Mónica Montero, en el 7mo. anillo de la avenida Cristo Redentor, la tarde de este miércoles.

El juez ordenó su detención domiciliaria y como es ama de casa podrá salir durante el día, pero menos en las noches. Esta determinación sacó de sus casillas a los hijos, que llegaron del Brasil, quienes ven parcialidad de parte del juez con la imputada.

Un auto es un arma, y ella accionó su arma y mató a mi madre”, dijo uno de los hijos de Guillermina. El Ministerio Público solicitó medidas sustitutivas; una fianza de Bs. 30 mil  y sin embargo, el juez evitó esta situación y ni siquiera le suspendieron su licencia de conducir, dijo el fiscal.

La Policía de Tránsito, en menos de 48 horas ha registrado 4 accidentes de tránsito donde dos personas perdieron la vida.

Compártelo en redes sociales