POLÍTICA

Red Uno Bolivia.- El Gobierno cree que la posición de la Comisión Europea para la Democracia por el Derecho, conocida como ‘Comisión de Venecia‘, que manifestó recientemente que la repostulación del presidente Evo Morales no es un derecho humano como tal, es sólo una opinión la cual minimiza el impacto que podría tener dicha aplicación.

“Es un órgano consultivo no deliberativo cuyas decisiones no tienen ni mucho menos carácter vinculante“, dijo en conferencia de prensa el ministro de la Presidencia, Alfredo Rada.

La asesora legal de la Iglesia Católica, asegura que bajo el criterio legal de la Comisión de Venecia no se podría dar una protección de derecho humano a una posibilidad de reelección.

De su lado, la senadora de UD, Jeanine Añez, indicó que si el Gobierno omitirá las declaraciones de las instancias internacionales, el país no podría llamarse democrático y que se tendría que retirar de todo tratado y convenio de democracia.

También te puede interesar: Unión Europea interesada en negocios con Bolivia.

Compártelo en redes sociales