El operativo para transportar y detonar la bomba duro 9 horas. Buzos especializados asistidos por un pequeño robot submarino llevaron a mar abierto el explosivo debido a que representaba un peligro para un gasoducto submarino, una instalación de ingeniería hidráulica y una granja de moluscos, señalaron las autoridades.

La detonación remota fue espectacular, pues se pudo visualizar a muchos metros de distancia una ola de 30 metros de altura en la bahía de Sebastopol.

Los expertos que estudiaron el dispositivo aseguran que la bomba fue lanzada por los nazis en 1941 durante la Segunda Guerra Mundial con el propósito de cortar el flujo de barcos al puerto, sin embargo por alguna razón ésta no explotó permaneciendo en el lecho marino por casi 80 años.

Mira el video de la detonación aquí.

 

 

Compártelo en redes sociales