El mismo Zuckerberg en una época de su vida llegó a considerarse ateo, sin embargo fue criado en la fe judía y ahora está de retorno a sus raíces espirituales.

Durante un acto de graduación en la Universidad de Harvard, Mark compartió con los asistentes la oración que le reza a su hija cada noche.

La oración de sanación llamada ‘Mi Shebeirach’ es atribuida a Debbie Friedman, uno de los judíos más respetados e importantes de los últimos 50 años.

Esta es la oración: ‘Que la fuente de la fuerza que bendijo a los que estuvieron antes que nosotros nos ayude a encontrar el coraje para hacer nuestras vidas una bendición’. Al final instó al auditorio a encontrar el coraje para hacer de sus vidas una verdadera bendición.

 

Compártelo en redes sociales