Red Uno de Bolivia.- Un investigador llamado Robert Smith ha seguido muy de cerca la historia de Jack el Destripador, la cual, en su punto culminante revela la verdadera identidad del asesino londinense, según el último libro publicado por Smith.

El despiadado criminal de finales del siglo XIX se habría llamado James Maybrick, un rico comerciante de algodón fallecido en 1889 que llevaba una doble vida. Esta hipótesis surge a partir de un diario encontrado hace 25 años en el dormitorio de Maybrick. El lugar exacto donde fue encontrado el texto era parte de una gran propiedad conocida como Battlecrease House, situada en el suburbio de Merseyside de Aigburth, Londres.

En un texto de 9 mil palabras, este personaje relata con grandes detalles sus fechorías, lo cual hace pensar a Smith que el documento es auténtico y da con la pista de la identidad del célebre personaje de la muerte conocido como Jack el Destripador.

 

 

El diario, aparentemente fue escrito entre 1888 y 1889, sin embargo su conocimiento actual se remonta a un antiguo comerciante de chatarra de Liverpool llamado Michael Barret, quien a su vez afirmó que obtuvo el documento de un amigo de la familia cuyo nombre era Tony Devereux.

Si bien las pruebas que aporta el diario son relevantes, no son concluyentes pues debe probarse primero que el documento no es una falsificación de Barret o alguien más, situación que es descartada por Smith debido a la sofisticación del relato y los detalles, algo fuera de las capacidades intelectuales del poco instruido comerciante de chatarra asegura el investigador.

Ante estas reveladoras evidencias, es posible que al fin la humanidad haya dado con el personaje real tras la historia del famoso Jack el Destripador.

 

 

Compártelo en redes sociales