EN VIVO

Internacional

Nicaragua: Ortega se impone a sangre y fuego en Monimbó

Red Uno Bolivia.- El último bastión de la oposición al gobierno de Daniel Ortega fue recuperado por el oficialismo, este miércoles tras un fuerte enfrentamiento armado, con policías y simpatizantes del Gobierno de Nicaragua. La comunidad indígena de Monimbó, ubicada a 30 kilómetros al sur de la capital, es el último recodo que se encontraba bajo el control de manifestantes que piden la salida del mandatario de izquierda, que ostenta el poder desde 2007.

En tres meses de protestas, la policía y presuntos grupos armados intentaron al menos 18 veces entrar a Monimbó y derribar las barricadas, hasta este martes, que lograron el control tras siete horas de ataque, donde según reportes preliminares de organizaciones de derechos humanos, cuatro personas murieron, entre ellos un policía, y varios heridos.

Algunos pobladores de la zona agradecieron a los encapuchados por haberlos “librado del azote” de los manifestantes. Otros, lamentaron la violencia con que se produjo el desalojo.

Foto: REUTERS/Oswaldo Rivas

Era la única forma (de sacarlos), porque ellos también tenían armas”, declaró a Reuters, Juan Pilarte, un zapatero de 47 años que dijo que perdió su trabajo debido a que el dueño de la zapatería donde laboraba cerró sus puertas por las protestas que iniciaron a mediados de abril.

“No eran estudiantes. Yo tengo dos hijos que son estudiantes y no estaban en la trinchera”, revela el reportaje.

La violencia recrudeció en Nicaragua desde el viernes, luego que grupos armados progubernamentales y efectivos de la fuerza pública irrumpieran en universidades tomadas por manifestantes y rompieran los bloqueos de vías en varias ciudades dejando una decena de fallecidos.

Un plan del presidente Ortega para reducir los beneficios de los pensionados desató una ola de protestas a mediados de abril. El Gobierno se retractó de la medida poco después, pero su severa respuesta a las manifestaciones generó más turbulencias por el rechazo a la gestión del mandatario.

La policía y las autoridades en Nicaragua han matado y encarcelado a personas sin someterlas a un juicio y han cometido actos de tortura”, dijo el martes la oficina de derechos humanos de Naciones Unidas, que pidió al Gobierno “poner fin a la violencia que ha cobrado la vida de unas 280 personas”.

Fuente: Reuters