EN VIVO

Nacional

Sedes La Paz hará auditoria médica por polémica muerte de la embajadora de El Salvador

Red Uno Bolivia.- El presidente Evo Morales, lamentó el fallecimiento de la embajadora de El Salvador en Bolivia, Maddeline Brizuela y envió una misiva a su homólogo, Sánchez Cerén en la que le expresó su pesar.  Sin embargo, el mandatario ni los miembros de su gabinete se han pronunciado por la polémica que ha surgido en torno a su muerte.

“Expresamos nuestro pesar por el fallecimiento de Maddelin Brizuela, embajadora de El Salvador en Bolivia y mujer comprometida con luchas sociales de su pueblo. Hacemos llegar nuestra solidaridad al Pdte. Salvador Sánchez, a la familia doliente y al hermano pueblo salvadoreño”, publicó el mandatario en su cuenta de Twitter.

Brizuela, falleció el viernes en la madrugada en La Paz, tras rondar por varios centros de salud, sin encontrar una clínica que le brindara atención médica en medio de una crisis de hipertensión que le causó la muerte. El hecho fue denunciado como negligencia médica por una de las funcionarias de la embajada que la acompañó a siete clínicas y aseguró que “no quisieron atender a la paciente hipertensa”.

 “Lastimosamente, al inicio de su crisis, sufrimos con varias situaciones de negligencia médica por parte del personal de varias clínicas y hospitales que en su momento no nos abrieron las puertas. Nos decían que no había espacio o que por su cuadro clínico, no la podían recibir. Fue entre 12:30 y 4:30 de la madrugada”, declaró a El Deber, Mónica Pacheco, identificada como parte de la asistencia jurídica de la embajada.

“Se va hacer (una auditoría médica), se tiene que hacer. Vamos a solicitar eso, primero siempre en base al informe que nos puedan dar los directores de cada centro hospitalario privado, en este caso”, declaró a La Razón el director del Sedes, Freddy Valle, quien además precisó que el reporte sobre el deceso de la funcionaria “está en reserva debido a las investigaciones”.

Anteriormente, Martha Vásquez, ministra consejera de la embajada, había declarado lo mismo al medio Página Siete, e informó que se va a pedir un informe escrito para presentarle a su Gobierno, en San Salvador, a la Cancillería de Bolivia, además de hacerlo público. Dejó en manos de los altos ejecutivos la prosecución de otras medidas.

Por su parte, el  consejero salvadoreño Marcial Reyes rechazó las declaraciones de la funcionaria y se comprometió a dar un informe oficial durante la próxima semana. “Queremos manifestar a los periódicos que no están teniendo una información verídica. Las fuertes declaraciones de Pacheco no las reconocemos como oficiales ni a ella como funcionaria de la embajada”, aseveró.