COMUNIDAD

Red Uno Bolivia.- En lo que va del presente año las oficinas del Ministerio Público de la Unidad de Víctimas Especiales (UVE), han registrado 275 denuncias de violación o estupro, es decir relaciones sexuales de persona mayor con una persona adolescente. Las víctimas más vulnerables son los niños y la mayoría se da en el seno familiar, según un reporte de los casos registrados los últimos siete meses,  en la ciudad de Santa Cruz.

La fiscal Yovanna Fernández de la Unidad de Víctimas Especiales, recomienda a los padres de familias y personas mayores tener mayor control y vigilancia hacia los menores y adolescente en sus domicilios, y explicó los peligros más frecuentes que enfrentan los menores. Esta acción es de vital importancia para que los índices de denuncias y casos puedan bajar.

Te puede interesar: Detienen a siete personas por violación grupal a una joven

Compártelo en redes sociales