COMUNIDAD

Red Uno Bolivia. – El ministro de Salud, Rodolfo Rocabado, se refirió a las conclusiones del Encuentro Nacional por la Salud y la Vida que se llevó a cabo en los nueve departamentos del país, y dejó en claro que los Servicios Departamental de Salud (Sedes) no desaparecerán en las regiones con la implementación del Seguro Único de Salud (SUS).

En semanas pasadas, el director del Sedes en Santa Cruz, Joaquín Monasterio, dijo que dicho encuentro se realiza solo con gente afín al Gobierno, que pretende imponer un sistema de salud controlado desde La Paz, eliminando la función de los Sedes departamentales.

“Repudiamos este encuentro, donde se ve que hay un contubernio, una alianza política entre el Gobierno nacional que pretende imponer un sistema que no es viable y el Gobierno Municipal de Santa Cruz de la Sierra, con la presencia de todas sus autoridades”, manifestó Monasterio.

Te puede interesar: Gobernación señala que Cumbre de Salud fue una jugada política del Gobierno

Sobre esta posición, la autoridad en Salud, indicó que tanto el encuentro como los alcances del SUS fueron consensuadas con las autoridades municipales, departamentales y los gobernadores de los departamentos.

Rocabado planteó que la actual cédula de identidad de la población sea el único requisito para ser atendido en los centros asistenciales, además, que el número de carné sea el número de historia clínica y de esta manera se pueda cruzar información en los centros médicos.

También dijo que con la implementación del seguro universal se eliminará las filas de pacientes en busca de fichas para ser atendidos y hará más eficiente el servicio a la agente y en su administración.

Compártelo en redes sociales