INTERNACIONAL

Red Uno Bolivia.- “Soy parte de la resistencia dentro de la Administración Trump”, declaró un alto funcionario de la Casa Blanca a través de una carta publicada de manera anónima por The New York Times este jueves, generando un revuelo de acusaciones y aclaraciones por parte de varios políticos de Estados Unidos.

El desconocido funcionario del gobierno que dijo ser “parte de la resistencia dentro de la Administración Trump”, hizo explotar al primer mandatario, quien ha iniciado una cacería para identificar al autor de la columna anónima publicada. Trump, quien reaccionó airadamente al artículo, calificó a su autor de “cobarde” y al periódico de “falso”.

Cuatro funcionarios de alto rango de la Casa Blanca, incluido el vicepresidente Mike Pence, dijeron el jueves que no escribieron una columna anónima en el New York Times que describe “una resistencia” al presidente Donald Trump dentro de su propio gobierno.

En ella, su autor afirma que junto a otros colegas “trabajan diligentemente desde adentro para frustrar partes de la agenda (de Trump) y sus peores inclinaciones”.

La raíz del problema es la amoralidad del presidente“, escribe el funcionario, y añade que la “impulsividad” del mandatario deriva en “decisiones a medias, mal informadas y en ocasiones imprudentes”.

“¿Traición?”, escribió el presidente en un tuit, seguido de otro en el que llamaba al diario a “por motivos de seguridad, entregar de inmediato al gobierno” al autor del artículo “si es que existe”.

 

 

 

El autor de la columna que aún no se sabe si es hombre o mujer, dice que está de acuerdo con muchos de los objetivos que persigue el gobierno de Trump, pero que esos objetivos se están logrando a pesar de y no gracias al presidente.

Criticó a Trump de tener un comportamiento impetuoso y mezquino, incapacidad para apegarse a las decisiones, antipatía hacia la libertad de prensa e instintos “antidemocráticos”.

El autor dice que algunos miembros del gobierno han comentado la idea de invocar la Enmienda 25, una disposición constitucional que permite al vicepresidente y a la mayoría de los secretarios del gabinete votar para destituir a un presidente “incapaz de cumplir con los poderes y deberes de su cargo”.

“Nadie querría precipitar una crisis constitucional”, escribe. “Así que haremos lo que podamos para dirigir a la administración en la dirección correcta hasta que, de una manera u otra, se acabe”.

También te puede interesar: Asistentes de Trump roban documentos de su escritorio para proteger el país y lo llaman  idiota 

Declaraciones que han provocado una fuerte presión dentro de la casa Blanca para descubrir la identidad de las fuentes que Woodward utilizó para su libro, titulado “Miedo: Trump en la Casa Blanca”.

La columna de The New York Times seguramente arrojará combustible sobre un fuego que ya está ardiendo.

 

Compártelo en redes sociales