INTERNACIONAL. 

Red Uno Bolivia.- “Todas las personas mayores de 18 años son automáticamente donantes de órganos y tejidos anatómicos, sin necesidad de estar inscritos en el Instituto Nacional de Ablación y Trasplante (INAT)”, dice el Senado paraguayo en un comunicado.

Esta normativa es conocida en Paraguay como ‘Ley Anita’, porque fue inspirada en la niña Ana Laura Almirón Riquelme, de 6 años, quien falleció por la falta de un transplante de corazón.

Te puede interesar: Fiscalía citará al equipo del médico que extirpó riñón sano a niño de tres años

La normativa tiene como particularidad que aquellas personas que no quieran ser donantes deben dejar constancia de su voluntad, firmada por un notario, ante el INAT.

Además, en caso de muerte violenta accidental, cuando la víctima no dejó constancia de su oposición, se debe contar con una autorización judicial. El magistrado del caso deberá confirmar si los órganos serán donados o no dentro de las 2 horas de recibido el pedido.

Compártelo en redes sociales