NACIONAL

Red Uno de Bolivia.- En conferencia de prensa la noche de este miércoles, el ministro de Gobierno, Carlos Romero, presentó a Alexander Fernando Huañocana (30), ciudadano peruano, presunto cabecilla de una banda delictiva y autor del robo de la medalla y la banda presidencial.

El jefe de la cartera de Gobierno, informó que de acuerdo a la declaración del aprehendido existirían otras dos personas, también de nacionalidad peruana, que participaron en el hecho delictivo y que lograron darse a la fuga. Presumen que ya se encontrarían en Perú.

“Una persona hizo una llamada anónima a un canal señalando que los símbolos presidenciales habían sido hallados, esa persona es precisamente Huañocana Arenas y se procedió a su aprehensión previo trabajo de seguimiento”, indicó ante los medios de comunicación.

Te puede interesar: Evo Morales en aniversario 193º de las FFAA: “Ya no existe el lamento boliviano”

 

Romero explicó que el operativo que desarrolló la Policía convocó a los grupos especiales de la institución y se coordinó con la Dirección de Investigación y Prevención de Robo de Vehículos (Diprove) porque se identificó que los antisociales se dedicaban al robo de autopartes o de objetos que se hallan en el interior de los coches, y para delinquir utilizaban la modalidad del “plumazo”.

Manifestó que “la presión de la Policía y el cerco” que se desplegó hicieron que el grupo delictivo deje la mochila con los objetos en el atrio de la Iglesia de San Pedro para “neutralizar la persecución”. Huañocana, cuenta con antecedentes policiales en la ciudad de El Alto. 

Por su parte, el director de la Fuerza Especial de Lucha Contra el Crimen (FELCC), Jhonny Aguilera, señaló que ambos objetos de un valor incalculable fueron puestos a buen recaudo en el Banco Central de Bolivia (BCB).

Pidió también no “estigmatizar” a la institución castrense por la irresponsabilidad de uno de sus miembros, es decir, del oficial a cuyo cargo estaban la banda y la medalla presidencial, que fueron recuperadas luego de 16 horas de su sustracción.

Compártelo en redes sociales