NACIONAL

Red Uno de Bolivia.- Luego de tres años y 11 meses, la Sala Penal Tercera de La Paz resolvió este miércoles otorgar medidas sustitutivas con detención domiciliaria, en favor del médico Jhiery Fernández para que se defienda en libertad por el caso del bebé Alexander.

La decisión judicial fue asumida en medio de una serie de muestras de satisfacción de los familiares, amigos y otras personas allegadas al galeno que se concentraron en inmediaciones de los juzgados.

“Se ha hecho justicia, agradezco a Dios, mi hijo es inocente, la justicia ha llegado después de cuatro años“, celebró el padre del médico, Félix Fernández.

Te puede interesar: Instalan audiencia del médico Jhiery Fernández por el caso del bebé Alexander

El médico en unas primeras declaraciones dijo que “se hizo justicia en al menos una parte” mientras era conducido por policías al penal de San Pedro donde permanece tres años y 11 meses, y que tendrá que permanecer en ese recinto carcelario hasta que se realicen los trámites en Régimen Penitenciario para que abandone la cárcel.

Después de las 16:00 horas de este miércoles se instaló la audiencia de apelación al rechazo de la cesación a la detención del médico. En esta sesión se buscó la libertad del galeno, luego de que a través de un audio, la jueza Patricia Pacajes, quien lo condenó a 20 años de cárcel, confesó que era inocente.

Cuando finalizó la audiencia, Fernández mostró la Biblia que tuvo entre sus manos durante la audiencia que finalizó con su detención domiciliaria. El médico deberá cumplir arraigo (no podrá salir del país), está prohibido de concurrir a lugares donde ocurrió el hecho y deberá presentar cuatro garantes.

Jhiery Fernández es acusado de ser el autor de la supuesta violación al bebé Alexander en el Hogar Virgen de Fátima de La Paz. 


Compártelo en redes sociales