POLÍTICA

Red Uno Bolivia. –  El senador Óscar Ortiz, considera que fueron insuficientes las explicaciones que dio el ministro de hidrocarburos, Luis Alberto Sánchez, anunciando la comercialización del nuevo tipo de gasolina desde este jueves.

“Todas estas susceptibilidades surgen, por una pésima explicación dada por el ministro de hidrocarburos y además por las dudas que tenemos los ciudadanos bolivianos, si realmente se cumplen con el octanaje que dice YPFB que tiene la gasolina que nos vende”, sostuvo el senador.

Con respecto a la calidad del octanaje de la gasolina especial, el senador Demócrata, pidió que se realice un análisis a través de un laboratorio independiente para determinar la calidad y octanaje del combustible. Ortiz, no descarta, al igual que Samuel Doria Medina, de que la inclusión de este nuevo combustible en el mercado, pudiera ser un gasolinazo encubierto con el que poco a poco se elimine la gasolina especial del mercado.

“Creo que incluso sería necesario buscar un laboratorio independiente que haga los análisis para ver qué calidad de gasolina nos están vendiendo. Si la calidad no es el verdadero argumento, obviamente surge la susceptibilidad si esto no es una forma disfrazada de ir aumentando paulatinamente el precio, generando una mayor oferta de esta gasolina más cara y generando una menor oferta de la más barata que es la especial”, argumentó.

Tambíen te puede interesar: Choferes piden explicaciones sobre la nueva gasolina

Compártelo en redes sociales