POLICIAL

Red Uno Bolivia.- El pasado fin de semana pobladores de Caranavi, La Paz, intentaron linchar a dos sujetos acusados de asesinar al taxista, Daynor Llimuri, a quien le quitaron la vida para arrebatarle su vehículo y sus pertenencias el 15 de septiembre. La víctima luego de ser asesinada, su cuerpo fue abandonado en un barranco.

El día siguiente del asesinato el hermano del fallecido taxista reconoció el vehículo que era conducido por los sujetos que señalaron como sospechosos y procedió a capturarlos, que junto a los pobladores les amarraron a un poste donde los golpearon hasta que llegó la Policía.

Los sujetos alegan que compraron el vehículo por el monto de 11 mil bolivianos. Una mujer los acompañaba cuando iban en el vehículo pero logró escapar cuando la turba arremetió contra los presuntos asesinos.

También le puede interesar: La Iglesia Católica pide evitar el “linchamiento social” por la agresión de la monja

Compártelo en redes sociales