YINGO.

Red Uno Bolivia.- El capitán del equipo verde y la competidora del equipo lila de Yingo se fundieron en un beso apasionado seguido de un efusivo abrazo, actos que dieron pie a su reconciliación amorosa, después de meses de separación.

“El corazón no manda sobre uno y Alejandra es lo más importante en mi vida”, dijo Sergio Méndez, mientras le robaba otro beso a Alejandra Mansilla.

“Pasaron muchos meses, pero mi amor por ti siempre estuvo intacto”, dijo la competidora, quien se sintió en un principio confundida porque pasó todo muy rápido, reveló que había una conversación pendiente, pero dejó a un lado eso y se dejó llevar por el amor.

Sergio y Alejandra, novios y rivales, declararon que están felices por esta reconciliación. Aseguran que a pesar de que los colores de sus equipos los enfrentan, su amor se impone más.

Te puede interesar: Dos mujeres son las capitanas de Yingo

Compártelo en redes sociales