EN VIVO

12/08/2019 - 10:54

El mañanero

Denuncian a fiscal por dilatar el caso sobre la muerte de un bebé

Acusan a médicos por negligencia médica y a Margoth Vargas por retardación de justicia.

Santa Cruz, Bolivia

Unos padres de familia denuncian por retardación de justicia a la fiscal Margoth Vargas, asignada al caso de negligencia médica por el bebé Osinaga Rodríguez, pues ya pasaron cuatro meses de la muerte del neonato en el vientre de su madre y aún no se inició el proceso de investigación contra los responsables.

Acusan a la fiscal de negarse a presentar la imputación, por ende piden a la Fiscalía una comisión de fiscales para que siga con el proceso.

La madre relató que ella ingresó al centro de salud Guaracachi de la Caja Petrolera con dolores de parto un 7 de abril, en el lugar la hicieron esperar seis horas para ser atendida, cuando le hicieron el monitoreo el bebé de 41 semanas de gestación ya se encontraba con sufrimiento fetal.

Tras dos horas, finalmente la intervinieron quirúrgicamente pero el bebé ya estaba muerto, la angustiada madre ahora pide justicia y demanda atención de las autoridades judiciales. Ella junto a su esposo iniciaron una huelga de hambre en las puertas de la Fiscalía departamental de Santa Cruz en protesta, específicamente contra la fiscal Margoth Vargas, a quien acusan de pretender el cierre del caso.

Unos padres de familia denuncian por retardación de justicia a la fiscal Margoth Vargas, asignada al caso de negligencia médica por el bebé Osinaga Rodríguez, pues ya pasaron cuatro meses de la muerte del neonato en el vientre de su madre y aún no se inició el proceso de investigación contra los responsables.

Acusan a la fiscal de negarse a presentar la imputación, por ende piden a la Fiscalía una comisión de fiscales para que siga con el proceso.

La madre relató que ella ingresó al centro de salud Guaracachi de la Caja Petrolera con dolores de parto un 7 de abril, en el lugar la hicieron esperar seis horas para ser atendida, cuando le hicieron el monitoreo el bebé de 41 semanas de gestación ya se encontraba con sufrimiento fetal.

Tras dos horas, finalmente la intervinieron quirúrgicamente pero el bebé ya estaba muerto, la angustiada madre ahora pide justicia y demanda atención de las autoridades judiciales. Ella junto a su esposo iniciaron una huelga de hambre en las puertas de la Fiscalía departamental de Santa Cruz en protesta, específicamente contra la fiscal Margoth Vargas, a quien acusan de pretender el cierre del caso.