Dolar

6.96 / 6.86

|

peso arg

61.72

|

real

4.36

x

EN VIVO

23/01/2020 - 23:06

Política

Murillo: "La única salvación de este país es que Áñez sea nuestra candidata"

El ministro de Gobierno, manifestó que la actual mandataria está en todo su derecho de postularse, puesto que la misma CPE la habilita sin necesidad de renunciar.

La Paz, Bolivia

El ministro de Gobierno, Arturo Murillo, expresó hoy su apoyo a la posibilidad de que la presidenta constitucional transitoria, Jeanine Áñez, sea candidata en las elecciones generales del próximo 3 de año.

“Ante el desastre de la dispersión y todo lo que está pasando, yo creo que la única salvación de este país es que doña Jeanine Añez sea nuestra candidata”, afirmó este jueves la autoridad.

En contacto con los medios, Murillo dijo que, si la decisión de la mandataria es de presentarse en las elecciones, estaría en todo su derecho puesto que estaría habilitada por la Constitución Política del Estado (CPE), sin necesidad de renunciar a la Presidencia como lo indica la Ley 238.

El artículo 238, numeral 3 de la CPE establece que no pueden acceder a cargos públicos electivos "quienes ocupen cargos electivos, de designación o de libre nombramiento, que no hayan renunciado a éste, al menos tres meses antes al día de la elección, excepto el Presidente y el Vicepresidente de la República".

 

Añez y el Gobierno ya expresaron antes su preocupación por la dispersión del voto que puede acarrear la falta de unión de los partidos contrarios al MAS. Incluso se barajó con anterioridad la posibilidad de establecer una cumbre para propiciar acuerdos.

Ayer los ministros de Justicia y Energías, Álvaro Coimbra y Rodrigo Guzman, respectivamente, publicaron un mensaje con el hashtag #YSiFueraElla? en Twitter, lo que desató un debate respecto a la posible candidatura de Áñez.

“Jeanine Áñez nos ha demostrado con capacidad, nos ha demostrado que una mujer es capaz de gobernar Bolivia y, por lo tanto, en lo personal, considero que debería ser nuestra candidata y la futura presidenta en estos cinco años”, afirmó el ministro de la Presidencia, Yerko Núñez.

Áñez asumió la Presidencia de Bolivia el 12 de noviembre, dos días después de la renuncia de Evo Morales y bajo la figura de abandono de funciones de las exautoridades.

 

Comentarios

El ministro de Gobierno, Arturo Murillo, expresó hoy su apoyo a la posibilidad de que la presidenta constitucional transitoria, Jeanine Áñez, sea candidata en las elecciones generales del próximo 3 de año.

“Ante el desastre de la dispersión y todo lo que está pasando, yo creo que la única salvación de este país es que doña Jeanine Añez sea nuestra candidata”, afirmó este jueves la autoridad.

En contacto con los medios, Murillo dijo que, si la decisión de la mandataria es de presentarse en las elecciones, estaría en todo su derecho puesto que estaría habilitada por la Constitución Política del Estado (CPE), sin necesidad de renunciar a la Presidencia como lo indica la Ley 238.

El artículo 238, numeral 3 de la CPE establece que no pueden acceder a cargos públicos electivos "quienes ocupen cargos electivos, de designación o de libre nombramiento, que no hayan renunciado a éste, al menos tres meses antes al día de la elección, excepto el Presidente y el Vicepresidente de la República".

 

Añez y el Gobierno ya expresaron antes su preocupación por la dispersión del voto que puede acarrear la falta de unión de los partidos contrarios al MAS. Incluso se barajó con anterioridad la posibilidad de establecer una cumbre para propiciar acuerdos.

Ayer los ministros de Justicia y Energías, Álvaro Coimbra y Rodrigo Guzman, respectivamente, publicaron un mensaje con el hashtag #YSiFueraElla? en Twitter, lo que desató un debate respecto a la posible candidatura de Áñez.

“Jeanine Áñez nos ha demostrado con capacidad, nos ha demostrado que una mujer es capaz de gobernar Bolivia y, por lo tanto, en lo personal, considero que debería ser nuestra candidata y la futura presidenta en estos cinco años”, afirmó el ministro de la Presidencia, Yerko Núñez.

Áñez asumió la Presidencia de Bolivia el 12 de noviembre, dos días después de la renuncia de Evo Morales y bajo la figura de abandono de funciones de las exautoridades.