DEPORTES

Red Uno Bolivia.- Kylian Mbappé tuvo otra razón para  festejar su debut en el Mundial de Rusia, que inició con victoria de su Selección sobre Australia, en el primer juego de la tercera jornada de partidos del torneo, y es que con 19 años y 178 días, se convirtió en el futbolista galo más joven en disputar una Copa del Mundo.

Kazán Arena

La joven estrella del París Saint-Germain, titular en el Kazán Arena ante los australianos, ha superado la marca del exdelantero de Mónaco, Bruno Bellone, quien jugó en el Mundial de España con 20 años y 118 días. Fue el 10 de julio de 1982, en la derrota 3-2 ante Polonia que definió el tercer puesto. Luego sumó otros cuatro partidos (dos como titular, ante Alemania Occidental y Bélgica) en México 1986.

También le puede interesar:  Cristiano Ronaldo logró primer hat-trick de Mundial y dejó en empate la batalla ibérica

En tanto, el defensor Manuel Amorós completa el podio de internacionales franceses precoces. Debutó cuando tenía 20 años y 140 días, el 23 de febrero de 1982 ante Italia. En España jugó 5 partidos, incluido el de los cuartos de final con Brasil donde anotó en la definición por penales. Luego, en México ’86, disputó los siete encuentros para obtener la medalla de bronce, convirtiendo un penal en el duelo por el tercer puesto ante Bélgica.

 

Compártelo en redes sociales